Blogia
Los archivos lúcidos, aunque cada vez menos, que me hago mayor

¡Arded en el infierno, piquetes!

¡Arded en el infierno, piquetes! Hoy arden en el infierno los piquetes, esos que te miran mal cuando no cumples una huelga o te desmarcas de la posición general de parón. Por ejemplo, hoy, que era el día de los móviles caídos.

Me la pela. Si pasa algo, si alguien quiere saber de mí o si yo quiero saber de alguien, utilizo el teléfono. Y si no estoy en casa, utilizo el móvil. Y si una persona trabaja en algo para lo que le es fundamental utilizar el teléfono, no hace jornada del móvil caído, tiene que ganarse la vida. No conozco a nadie que no lo necesite en 2007. Hoy he visto acciones de piquete en la universidad. Cosas sin importancia, pero graves. Si no quiero hacer huelga, no la voy a hacer y no te queda otra que respetarme, que ya me las arreglaré yo con lo mío.

Sí, es verdad que tengo contrato y que no me pago lo que llamo, pero podría hacerlo a diferencia de muchos de os que hoy han decidido apagar el móvil. ¿Subida de la tarifa? Bueno, la mayor parte de la gente que cambia de teléfono se compra uno con cámara de fotos de muchos megapíxeles, posibilidad de grabar vídeo y mp3, todo incluido en un trasto tan fino como una loncha de jamón. Es decir, se gastan la pasta en teléfonos de última generación para no usarlo porque es muy caro.

Otro tipo de piquete: el que responde mal o se siente ofendido cuando defiendes una postura distinta a la que lleva a la espiral de silencio. Es decir, dos se ponen de acuerdo para protestar por algo, lo dicen a otros más y éstos no dan su opinión o no entran a analizar la propuesta. Los dos primeros creen que la indiferencia o desconocimiento de los primeros receptores es un signo inequívoco de su adhesión, por lo que los apuntan en sus filas, algo que ni les va ni les viene a los aludidos. Es decir, se ha formado una mayoría ficticia de dos personas que, cuando encuentran una respuesta contraria, ejercen el papel de víctimas y de ofendidos. Siguen adelante con el plan a pesar de todo y, cuando hay que defenderlo y sacarlo adelante, se echan atrás porque el grupo con el que formaron la mayoría ficticia ejerce de manera pasiva su irreal adhesión.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Anónimo -

Muerte a los insurgentes y sublevados. Aqui lo que pasa es que la peña tiene mucho afán de protagonismo.

Anónimo -

¿Los del CEU protestando para que no se utilice el teléfono movil? A dónde vamos a llegar

Mariano -

Viva la libertad individual!

No creo que nadie se deje un pastón en un móvil porque permite hacer más cosas por las que te van a cobrar cada vez que quieras usarlas.

A mi como la huelga esta la hago casi todos los días con el móvil español, no me toca mucho el tema. Pero espero que progresen las diferentes demandas de consumidores contra las principales operadoras que, como otras empresas en otros sectores, se dedican a repartirse el pastel aún comportándose como un cártel.

Ea, que tampoco me voy a poner a debatir sobre el libre mercado: ficción o realidad.

Un abrazo, Pedro.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres